Tontás VIII

Ya he cogido de nuevo el tempo de la chacra. Estamos avanzando con la construcción del galpón (similar a un granero),  del que colgaré fotos un día de estos, porque nos gusta mucho como nos queda (lo estoy construyendo con Juan). Además, estamos recolectando nueces, miles y miles de nueces. Te pasas el día a gatas, mirando con ojos muy abiertos, hasta que ves una. Entonces te lanzas gritando, “¡mi tessshhooooro¡”.  En realidad, no es que veas una, ves miles y acabas con la espalda y las piernas hechas mierdas, después de pasarte cinco o seis horas, sólo recogiendo nueces.

Desde el jueves estamos los voluntarios solos, dirigiendo el hostel y labrando, de sol a sol (jerga de campo, vosotros como sois de ciudad, posiblemente no lo entendais…), hasta el domingo.

Los que manejan el cotarro en el hostel
Los que manejan el cotarro en el hostel

1. Os presento, de izquierda a derecha, a Tifus (imaginaos quién le ha puesto el nombre…) y Flora, los nuevos habitantes de la chacra.

Imagen2. Sobre la mesa donde ingerimos nuestros alimentos diarios, hay depositada una computadora (acabo de decir “puta”, encubiertamente), todavía en uso, que convierte nuestros momentos alimenticios, en divertidos piscolabis juveniles. En un jolgorio desbocado. Vengo a decir, que ameniza de vez en cuando los momentos entre bocados, eructos y atragantamientos.  Durante la comida del medio día, siempre hacemos búsquedas que nos enseñan cosas, nos culturizamos. Ya hemos aprendido sobre San Valentin, la Cuaresma, el carnaval, el conejo y huevos de pascua, funcionamientos y tráfico aéreo, recipientes de mate, tipos de vegetarianos y consultado mucho el diccionario, entre términos castellanos y otros que usan aquí. Y por la noche, les presento videos clásicos de internet. Por ejemplo, las tortugas follando (encontramos uno nuevo de tortugas gigantes, que teneis que buscar. Eh, Elena, hazlo), cabras gritando, cabras gritando en canciones famosas, gatos saltando desde balcones, tudelano cabreado, la caída de Edgar, misses contestando preguntas en concursos de belleza… Y así pasamos nuestras comidas (that’s what she said).

3. Os dejo una de las muchas recetas que estoy consiguiendo durante el viaje. La podeis usar todos, claro. Pero Marco es el objetivo principal de esta recomendación, porque es un cocktail a la altura del White Russian, así que nadie lo entenderá tan bien.

Pisco sour (receta chilena, los peruanos tienen otra):

Ingredientes. Pisco (si puede ser, Pisco Capel de 35º, aquí es muy barato), hielo, 2 limones, 1 trozo jengibre, 1 clara de huevo y azúcar.

Pasos. Metes en una licuadora o cocktelera 8 cubitos de hielo, dos limones exprimidos y 8 tapones de pisco. Le añades el trozo de jengibre, un poco de piel del limón, la clara de huevo y azúcar al gusto. Se licua o bate durante 8 segundos. Si se usa licuadora, después se añaden 3 cubitos de hielo más y se licua 2 segundos. ¡Buenísimo!

4. También quiero iluminar vuestro día con una muestra de que nosotros, no sólo somos granjeros, no cultivamos simplemente, ¡creamos vida! Una vida que tiene confianza en sí misma, que se preocupa por mejorar y que sabe lucir sus excelencias. Aquí nuestra zanahoria, que se presenta candidata al calendario “Hortalizas Macizas 2014”.

ImagenHoy también os dejo una canción que me acompaña estos últimos días mientras leo y escribo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s